Parafimosis

martes, 16 de febrero de 2010

En muchas ocasiones las madres, instruidas por el pediatra o por otras madres, retraen el prepucio de sus hijos, independientemente de su edad,  durante  el baño o las maniobras de higiene habituales, con la finalidad de dilatar un prepucio fimótico o de evacuar  posibles depósitos de esmegma.
Estas maniobras también se indican en el tratamiento tópico, con corticosteroides, de las fimosis.


 
Depósito de esmegma en surco balano-prepucial (izda.) Adherencias balano-prepuciales (derecha).
L. Nortes.
Www.leonardonortes.es
Www.urologiapediatrica.es

Cuando, una vez retraido el prepucio hacia atrás, no se consigue colocarlo hacia delante, cubriendo el glande, o se olvida dicha maniobra, el prepucio puede edematizarse y, constriñendo el glande a nivel del surco balanoprepucial, hacer imposible o muy difícil y dolorosa dicha reposición. Esta situación se conoce con el nombre de parafimosis.


 
Parafimosis en un lactante (izq.). Anillo constrictor en parafimosis (dcha.)
www.leonardonortes.es

La reducción de la retracción del prepucio se puede hacer mediante la maniobra de dundee, usando un anestésico local y efectuando unas punciones en la zona del prepucio edematosa. Esta maniobra , generalmente , requiere anestesia general.
(oxford, Urol.)

En otras ocasiones se ha propuesto la colocación de azúcar sobre la zona edematosa del prepucio para reducir el edema por ósmosis y así poder reducirlo sobre el glande.

La expresión y compresión del glande bajo el prepucio también puede facilitar la reducción. Todas estas maniobras son bastante aparatosas y traumáticas y muchas veces se deben hacer con mas o menos sedación del niño.

De todos modos, dos de cada tres niños que han padecido una parafimosis deben ser circuncidados por una fimosis verdadera subyacente.

En nuestra opinión, no se deben dilatar sistemáticamente a los recién nacidos y lactantes , dado que su aspecto fimótico es fisiológico.

El tratamiento de las fimosis con corticoides, en nuestra experiencia, sólo es efectivo mientras se aplica la pomada, y los resultados efectivos lo son en falsas fimosis o fimosis fisiológicas de lactantes.

Consulte con su urólogo pediátrico cuando existan problemas en la retracción no forzada del prepucio de su hijo.

La circuncisión en los casos indicados resuelve todos estos problemas y evita otros futuros.

Fimosis verdadera en un lactante.

www.urologiapediatrica.es
www.leonardonortes.es

C/ Miguel Hernández, 12 · 30011 · Murcia · Teléfonos/Petición de consulta: 96 82 69 207 / 96 82 69 277 Privado: 62 96 30 923 · Privacidad y Aviso Legal ·  Diseño Web