Parafimosis

martes, 22 de enero de 2013

En ocasiones se hacen intentos por los padres o cuidadores de un lactante con fimosis de dilatación del prepucio y retirada del mismo hacia atrás para exteriorizar el glande.


Estas maniobras, la mayoría de las ocasiones desaconsejadas, pueden hacer que el prepucio no pueda ser colocado en su posición original anatómica, cubriendo el glande, produciendose un edema del mismo que requiere su reposición urgente o una circuncisión inmediata si no se consigue la reducción del prepucio incarcerado.


Después de la reposición del prepucio en su lugar, el edema tarda en reducirse y la circuncisión posterior, una vez solucionado el problema urgente, es una decisión que debe ser tenida en cuenta, dado que, de repetirse la maniobra de retracción del prepucio, la repetición de la incarceración , de la parafimosis, es muy probable.


Edema del prepucio en una parafimosis irreductible.


Fimosis intensa y quistes de esmegma en un caso diferente. La manipulación del prepucio puede ocasionar una incarceración parafimótica. No se debe hacer.


Pueden visitar en esta web el capítulo de fimosis y circuncisión para más información.


Fimosis , adherencias balanoprepuciales y depósitos o quistes de esmegma, son las causas más comunes de intentos de dilatación del prepucio por parte de los padres, intentos que no deben ser efectuados, sobre todo en el periodo de recien nacido y lactante.

www.urologiapediatrica.es

C/ Miguel Hernández, 12 · 30011 · Murcia · Teléfonos/Petición de consulta: 96 82 69 207 / 96 82 69 277 Privado: 62 96 30 923 · Privacidad y Aviso Legal ·  Diseño Web